Fue por iniciativa del jefe de Gabinete, Aníbal Fernández, quien propuso la obligación de un «debate general» previo a las elecciones para que los candidatos expongan sus propuestas políticas.

El jefe de Gabinete, Aníbal Fernández, coincidió con la presidenta Cristina Fernández de Kirchner en la necesidad de elaborar una ley que permita a los candidatos , “discutir ideas” en torno a las políticas públicas para que sean difundidas y conocidas en la sociedad, previo a las próximas elecciones.

En referencia a su propuesta, Fernández destacó “tengo una participación efectiva dentro de un marco político y me interesa quiénes son los que van a participar y qué es lo que expresan ellos”. Por ello, consideró necesario que sea “obligatorio y el que no asista no pueda participar de las primarias y después otro debate antes de las elecciones generales”.

El funcionario indicó además que «para las próximas elecciones se puede trabajar perfectamente, y debiera ser obligatorio como en muchos países, para que la sociedad sepa la propuesta de cada uno, si está dispuesto a votarlo y, en todo caso, después pueda reclamar concretamente si cumplió con lo que se comprometió en la campaña”.

En relación a las elecciones del 6 de mayo pasado, Fernández recordó que,  para competir en las elecciones en la provincia de Buenos Aires, existieron «cinco temas que no podía obviar y eran seguridad, salud, educación, industria y el campo”. Y agregó:  “Expresé la visión muy clara de lo que quiero hacer en cada rincón de los 308 mil kilómetros cuadrados, exhibí la voluntad de transformar esa realidad y que el electorado tenga el derecho de conocer lo que uno tiene que hacer“, finalizó.