Valencia sorprendía al Merengue en el Bernabeu y ganaba 2 a 0 con los tantos de Alcácer y Fuego. En el complemento, reaccionaron los de Angelotti- en el primero Ronaldo erró un penal- y llegaron al empate mediante Pepe e Isco, pero no le alcanzó para ganar y quedar a tiro nuevamente del equipo cúle. A falta de dos jornadas los de Luís Enrique sacaron cuatro de diferencia y acarician el título.

Tenía que ganar el Real Madrid para seguir creyendo que podía arrebatarle el título al Barcelona, que ya se había asegurado los tres puntos más temprano ante el Real Sociedad en el Camp Nou. Sin embargo, defraudó. No en el juego, sino porque el Valencia lo primereo y se puso 2 a 0 en un rato con los goles de Alcácer y Fuego, y por momentos se la hizo pasar mal. Los de Angelotti, que desperdiciaron un penal antes del descanso en los pies de Cristiano Ronaldo, habían merecido más en el arranque si el travesaño no se hubiera interpuesto en los remates de Bale y el portugués.

En el complemento, el Merengue encontró los caminos a la red: descontó por intermedio de Pepe y logró la igualdad a manos de Isco. A partir de ese momento pudo ganarlo cualquiera de los dos, pero finalmente ambos se quedaron sin la victoria que fueron a buscar.

Con este resultado, Real Madrid necesita un milagro para alzarse con el título, puesto que el Barcelona le sacó una diferencia de cuatro unidades cuando quedan seis en juego. Los de Angelotti deberán a apostar a la Champions (juega entre semana con Juventus la vuelta 1-2) si es que pretenden levantar una copa en la temporada. Al Valencia, que contó con la presencia de Otamendi y Piatti entre los titulares, el punto tampoco le sirvió: quedó lejos del Atlético de Madrid en la disputa por el tercer lugar que otorga una plaza directa a Champions del año próximo.