Gabigol en tres minutos rompió el maleficio de 38 años

El Millonario cayó 2-1 en la final de la Libertadores que se jugó en Lima. Rafael Santos Borré lo había puesto adelante pero cuando el encuentro culminaba en tres minutos el goleador Gabriel Barbosa les dio el segundo trofeo en su historia a los brasileros.

River estuvo muy cerca de escribir una página más a su grandiosa historia pero el fútbol nuevamente reafirmó porque es uno de los deportes que más aficionados tiene en el planeta debido que a pesar de realizar un partido casi perfecto, en dos jugadas se derrumbó ante Flamengo que pegó en el momento indicado poniendo fin a una sequía de 38 años sin levantar el título.

El elenco de Marcelo Gallardo esperó ordenado en el fondo con el plan de ejecutar una contra letal y en el cuarto de hora consiguió el objetivo. Enzo Pérez cortó y abrió para Ignacio Fernández que escapó por la derecha y centró hacia atrás, Matías Suárez no alcanzó a tocarla aunque apareció Rafael Santos Borré que de media vuelta anotó el 1-0 (tercer tanto del colombiano que marcó en cuartos, semifinal y en la final).

En la segunda parte los brasileros siguieron confusos a la hora de armar una jugada peligrosa pero se fue acercando cada vez más y a uno del cierre pudo igualarlo. El uruguayo Giorgio De Arrascaeta se fue por izquierda y asistió del otro lado a Gabriel Barbosa que no falló ante la mirada atónita de Franco Armani.

Cuando parecía que todo estaba terminado para continuar en el alargue, los conducidos por el portugués Jorge Jesús dieron el golpe en Perú. Tras un pelotazo, los centrales Lucas Martínez Quarta y Javier Pinola fallaron y nuevamente Gabriel Barbosa en tiempo adicional le dio el segundo título al Flamengo tras el que obtuvo en 1981 casualmente un 23 de noviembre (anotó en todas las fases).