En el Nuevo Gasómetro, el Ciclón se reencontró con la victoria y el aplauso de su gente tras vencer al Pirata por 4-0. Néstor Ortigoza de penal-, Juan Mercier, Pablo Barrientos y Emmanuel Más convirtieron los goles para el equipo de Bauza, que demostró una mejor versión pensando en el Mundial de Clubes. Los de Zielinski dejaron atrás una racha positiva de tres triunfos consecutivos.

Le alcanzó con una ráfaga a San Lorenzo para sacarse a Belgrano de encima y sumar un triunfo necesario más desde lo anímico pensando en el Mundial de Clubes que para sumar en el certamen doméstico. Los de Bauza encontraron los caminos rápido en el partido y liquidaron a los cordobeses, que poco pudieron hacer con un jugador menos por la expulsión de Olave.

A los 10’, Martín Cauteruccio quedó mano a mano con Olave y le tiro un sombreo hermoso para definir. Cuando el delantero iba en busca del pase a la red, el uno lo derribó y tuvo que ver la roja tempraneramente. Néstor Ortigoza-infalible desde los doce pasos lo cambió por gol para el 1-0 de los de Bauza.

Cinco minutos más tarde, Juan Mercier puso el 2-0 tras un lindo centro bajo de Buffarini que Cauteruccio dejó pasar y darle la oportunidad del remate para el volante central de frente al arco. Los de Zielinski no encontraban el camino y el Ciclón le hacia pagar caro el hombre de más en cancha.

Antes de irse al descanso, Pablo Barrientos anticipó a toda la defensa cordobesa y le puso el moño a un primer tiempo perfecto de los de Bauza, que sin ser una aplanadora, manejaron el desarrollo del encuentro a placer.

La segunda mitad estuvo de más. Los de Bauza bajaron los decibeles y cuidaron la integridad física ante el incesante calor, al tiempo que Belgrano maquillaba la actuación cuidando el arco de Heredia. Sobre el final, Emanuel Más, de cabeza, le otorgó un poco más de brillo a la tarde azulgrana marcando el 4-0 final.