El marcador central colombiano oficializó su vínculo con la institución de Boedo y se transformó en el refuerzo de categoría que pedía el entrenador Edgardo Bauza para afrontar el Mundial de Clubes. El experimentado jugador de 38 años se mostró feliz y avisó que está bien físicamente.

Mario Yepes arribó ayer a Buenos Aires y hoy fue presentado como refuerzo estelar de San Lorenzo para la presente temporada. El defensor colombiano realizó una conferencia de prensa junto al presidente Matías Lammens y el manager de la institución, Bernardo Romeo, donde mostró más que satisfecho con su llegada a Boedo.  «Tenia propuestas desde Europa pero estoy muy contento de ser parte del equipo que ganó la Copa Libertadores. Es un gran reto y un desafío».

El zaguero central de la Selección de Colombia, conducida por el argentino José Pekerman, firmó contrato con San Lorenzo hasta junio de 2015 y llegó para cubrir el puesto que dejó Santiago Gentiletti, quien partió a Lazio de Italia. “Voy a tratar de seguir poniendo a San Lorenzo en lo más alto», expresó el «cafetero de 38 años de edad y que estuvo cerca de ser refuerzo de Independiente en el mercado de pases de verano.

Con respecto a su estado físico, el colombiano destacó: “Venía trabajando solo pero no es lo mismo que hacerlo en grupo. Voy a hablar con el cuerpo técnico y ellos sabrán cuando estoy para jugar». El entrenador Edgardo Bauza lo considera una pieza fundamental en el armado de plantel, ya que la defensa es uno de los puntos flacos de este San Lorenzo en este semestre, aunque la idea es ponerlo puesta a punto para que se adapte y juegue a 100%.

Por último, el zaguero central destacó que «Es algo muy especial. Voy a tener la posibilidad de disputar dos Mundiales en seis meses», en referencia a la participación de San Lorenzo en la máxima competencia a nivel internacional, en diciembre próximo.