Después de que la modelo le dijera a los medios que su suegro fue víctima de la inseguridad, se hicieron nuevas pericias sobre el vehículo.

El pasado 13 de septiembre falleció en un accidente automovilístico Alberto Paladini, suegro de la reconocida modelo Rocío Guirao Díaz. En un primer momento, se había señalado que el empresario murió tras perder el control de su vehículo. Versión desmentida por la familia de la víctima, que aseguraron que se trató de un hecho de inseguridad. Finalmente, las nuevas pericias dieron nueva luz sobre la tragedia.

Según informó el medio rosarino La Capital, las pericias determinaron que el vehículo presenta un  “golpe externo”, y posiblemente sea el detonante de la tragedia. Aunque no se pudo determinar qué elemento fue el que impactó contra el parabrisas del Audi R8, en el cual viajaba Paladini.

El próximo lunes se llevaran a cabo nuevas investigaciones para determinar si ese golpe externo causó el accidente o si el auto de Paladini ya lo presentaba cuando transitó por la autopista que une Rosario con Córdoba.

Otro dato que queda por descubrir es si el empresario tenía puesto el cinturón de seguridad en el momento del accidente. El cuerpo de Paladini había sido hallado a 20 metros de auto volcado, por lo que los investigadores formularon la hipótesis que no lo llevaba puesto. Pero, según la familia de la víctima, nunca manejaba sin el cinturón.

La nueva pericia sobre el vehículo accidentado fue pedida por la fiscal Mariana Prunotto, quien ante las contradicciones que se registraron sobre el accidente ordenó una nueva investigación.