El Juez Bonadío, tendría decidido llamar a declaración indagatoria para el día 20 de febrero del corriente, por la Causa de Hotesur.

Recordemos que el caso Hotesur alcanza no solo a Máximo Kirchner, sino también a su hermana Florencia y a la Presidenta, todos ellos accionistas de esta empresa administradora de hoteles.

Los Kirchner están aquí directamente vinculados con el empresario Lázaro Báez, quien alquilaba las habitaciones de esos hoteles –por valores millonarios– a través de sus empresas; allí se investiga la ocupación falaz de esas residencias y que implicaría un eventual lavado de dinero.

Clarín informó que, de 2009 a 2011, el representante de los socios de Hotesur que avalaba las resoluciones y los balances contables era Máximo. Clarín también publicó que Bonadio ordenó la semana pasada un nuevo allanamiento en el marco de esta causa.

La medida judicial consistió en una “orden de presentación” realizada en la Inspección General de Justicia (IGJ), ente que regula la actividad de las sociedades comerciales y también sospechado de ocultar información sobre los movimientos de la empresa de los Kirchner.