El arquero argentino decidió no continuar en Mónaco y jugará a préstamo en el club portugués a cambio de  800.000 euros. Su pase pertenece a Sampdoria pero prefirió asegurarse la titularidad en el último campeón luso.

Tras su enorme actuación en el Mundial de Brasil, a Sergio Romero le cayeron varias opciones para defender la portería de algún equipo europeo y se inclinó por el último campeón de Portugal que además viene de ser dos veces subcampeón en la Europa League.

El misionero de 27 años no continuará en el Mónaco francés y sus servicios fueron adquiridos por el Benfica que abonó 800.000 a la Sampdoria, dueño del pase del argentino. El ex Racing llegará en reemplazo del esloveno Jan Oblak que fichó por el Atlético de Madrid.

Romero que fue subcampeón en el Mundial, tendrá como compañeros a sus compatriotas Enzo Pérez, Nicolás Gaitán (aunque podría pasar al Mónaco), Eduardo Salvio y el regreso de Franco Jara.