Las empresas petroleras acordaron una suba de precios de un 10 por ciento en los combustibles, aumento que comenzó a estar vigente desde la primera hora del mes de mayo por el cual la nafta súper vale más de 17 pesos en Capital, distrito donde este combustible se vendía más barato.

Del relevamiento realizado, en YPF la super llegó a los 17,08 pesos; el combustible Infinia alcanzó los 19,30 pesos; el combustible Diesel 500 se colocó en los 15,54 pesos; la nafta Euro se comercia a 17,85 pesos y el litro de GNC quedó en 6,99 pesos.

Por otra parte, en Shell el litro de super quedó en 17,28; el combustible Shell V. Power Nitro + Nafta llegó a 19,75 pesos; el litro de diesel se posicionó en 15,62; y el combustible Shell V Power Nitro + diesel alcanzó 18,27.

El litro de la nafta super se vendía a 13,01 pesos en diciembre del año pasado, por lo que en los últimos cuatro meses su precio subió aproximadamente un 30 por ciento, luego de que el presidente, Mauricio Macri, levantara el cepo cambiario.