Un informe reveló que la empresa aérea ya había puesto en riesgo con anterioridad la vida de otras tripulaciones y tres seleccionados de fútbol, entre ellos, la selección argentina.

Un reciente informe de Univisión, reveló que el Avro RJ85 de la empresa LAMIA de Bolivia «violó sistemáticamente regulaciones aeronáuticas relativas al peso y el combustible que pusieron en juego la vida de las tripulaciones y de tres seleccionados de fútbol en los últimos seis meses».

El infome destacó que antes de estrellarse en Medellín, el 28 de noviembre pasado, el avión de Lamia había trasladado a la Selección Argentina de Belo Horizonte hacia Buenos Aires dos semanas antes.

A continuación, los vuelos anteriores:

28 de noviembre
Santa Cruz – Medellín, vuelo accidentado del Chapecoense, 2960 kilómetros

11 de noviembre

Bello Horizonte – Buenos Aires, vuelo de la selección de Argentina por Eliminatorias, 2170 kilómetros

4 de noviembre
Medellín – Santa Cruz, vuelo vacío, 2960 kilómetros

29 de octubre
Medellín – Santa Cruz, vuelo del Atlético Nacional de Colombia por Copa Sudamericana, 2960 kilómetros

28 de octubre
Cochabamba – Medellín, vuelo vacío, 2800 kilómetros

20 de octubre
Barranquilla – Cobija, vuelo del Chapecoense por Copa Sudamericana, 2510 kilómetros

18 de octubre
Cobija – Barranquilla, vuelo del Chapecoense por Copa Sudamericana, 2510 kilómetros

22 de agosto
Medellín – Santa Cruz, vuelo vacío, 2960 kilómetros