El servicio de mensajería instantánea puso a algunos usuarios la herramienta que permite realizar llamadas utilizando Wi-Fi. Los testers fueron sorprendidos por con esta función cuando actualizaron la aplicación de sus teléfonos.

WhatsApp tomó la varita mágica y apuntó a un grupo de privilegiados para que comiencen a disfrutar de las llamadas VoIP. A pesar de la rareza, la compañía no les avisó que poseerían este cambio ni pidió que realicen ningún reporte de uso.

Después de actualizar la aplicación, los usuarios encontraron que la interfaz tenía una nueva pestaña con el título llamadas. Al ingresar ahí y pulsar sobre un contacto podían comenzar a hablar sin gastar crédito del teléfono. Algunas de las personas con las que se comunicaron también recibieron esta versión del servicio.

La compañía no se pronunció al respecto todavía. La última declaración concerniente al tema la hizo su director ejecutivo a finales del 2014, cuando prometió que a principios de este año estaría disponible a nivel mundial. Habrá que cruzar los dedos para que se cumpla.