La inesperada noticia llegó para empañar el feliz presente de Marcela Kloosterboer , quien fue mamá de Juana hace apenas siete meses: según pudo saber, su marido, Fernando Sieling , sufrió una crisis por estrés y fue internado en el Hospital Italiano. La agencia Farrell, la agencia que representa a la actriz se limitó a decir que el ex jugador de rugby “ingresó a la clínica por un pico de estrés”.

Sin embargo, Marina Calabró levantó las alarmas en “Intrusos” al asegurar que se trató de un “brote psicótico”: “Entre la noche del viernes y madrugada del sábado, el marido de la actriz tuvo un brote. Ocurrió en su casa y se puso violento, inclusive con Marcela, lo que motivó su internación en el hospital Italiano de esta Capital. Estaría en la habitación 2425”.

En el entorno de Kloosterboer -que se casó en 2014- reina el hermetismo y habrá que esperar para aclarar la situación. Lo cierto es que Sieling se recupera por estas horas en la mencionada clínica y se desconoce hasta cuándo estará internado.

En tren de hipótesis, en “Intrusos” analizaron los cambios repentinos que sufrió la pareja: Marcela dejó su carrera como actriz para hacer algunas publicidades con su línea de marroquinería vegana y él, que dejó el rugby y se dedicó a los negocios. Todo parecía estar tranquilo hasta el viernes, justo el día que Kloosterboer había tuiteado: “Mañana de sol”.