El ministro de Seguridad, Sergio Berni, se mostró en contra del proyecto oficialista que busca regular las protestas sociales que impiden la circulación vehicular al asegurar que la norma “jode a los argentinos”.

El funcionario aseguró que la iniciativa de contemplar un cuerpo de mediadores para atender y buscar soluciones a los conflictos que provocan los piquetes  es “un experimento raro” y remarcó que “el espíritu de una ruta es que los ciudadanos puedan circular y no protestar”.

“No queremos que se generen más leyes que jodan a los argentinos” expresó el titular del Ministerio de Seguridad que consideró que más allá de la legitimidad del reclamo, lo que se debe respetar es el derecho a transitar libremente al sostener que “si la protesta es legítima o no es legítima, que si el mediador o no el mediador, que si avisamos o no avisamos: sobre la ruta se circula, es un lugar para transitar”.

Por último, Berni afirmó que “el que quiera protestar puede hacerlo, pero no en una ruta, donde jode el derecho de los demás” y no prefirió no opinar sobre la posible amnistía que podría incluir el proyecto para cuatro mil piqueteros que tienen causas pendientes por cortes realizados en los últimos años.

Juan Manuel Armesto