China dejó sin efecto la política del hijo único

China dejó sin efecto la política del hijo único

China decidió terminar con la política del hijo único tras más de tres décadas. Así lo transmitió la agencia oficial de noticias Xinhua, que también anunció que el Gobierno chino permitirá ahora a las parejas tener dos hijos.

Durante meses se especuló que Pekín se preparaba para abandonar la controvertida regla de la planificación familiar, que fue presentada por los líderes comunistas en 1980 para evitar una explosión demográfica incontrolable. El gobierno certificó que su éxito se basa en la prevención de 400 millones de nacimientos.

Aún así, el costo humano fue inmenso, con esterilizaciones forzadas y abortos, infanticidios y un desequilibrio de género dramático que comporta que más de 20 millones de hombres nunca encontrarán parejas femeninas en China. Las parejas chinas más humildes preferían los hijos varones que les aseguraban una seguridad económica en el futuro.

,