Ivo Cutzarida fue contratado por el senador Adolfo Rodríguez Saá en el Senado de la Nación como «asesor técnico» luego de su fracaso en las PASO de la Ciudad en las que se presentó a jefe de Gobierno con el partido Es posible, con el que sólo obtuvo el 0,58% de los votos.

Tras su primera incursión fallida en el mundo de la política, el actor inmortalizado con la frase “corta la bocha” prestará servicios en el Departamento Administrativo y Técnico en la categoría A-09. No trascendió la extensión de su contrato ni tampoco sus honorarios.