Rodrigo Breitelztein, el asesino de la remisera pampeana, tiene 24 años y va a ser papá. El pasado fin de semana, mató a Alicia Rodríguez de Lehr de un tiro en la nuca, para luego manejar borracho con el vehículo de la víctima hasta ser detenido en un control de alcoholemia.

Breitelztein tenía 1,79 gramos de alcohol en sangre al momento de ser detenido con el auto de su víctima. Los efectivos debieron retener el vehículo y el registro, ya que el límite no debe superar los 0,5 gramos.

Hasta ese entonces, nadie sabía que el Peugeot 207 en el que iba, pertenecía a Alicia Rodríguez de Lehr, mujer de 71 años que estaba desaparecida desde el domingo a la noche. Automáticamente, Rodrigo Breitelztein se convirtió en el principal sospechoso del crimen.

El pasado martes se encontró el cuerpo de Alicia con un tiro en la nuca, al costado de la ruta 76, cerca de Darragueira, localidad bonaerense cercana a La Pampa. Su hijo, había realizado el lunes la correspondiente denuncia, aunque el comunicado no se emitió hasta el martes.

Según informaron fuentes pertinentes al caso, una vez que fueron a detener a Breitelztein a su casa de Darragueira, el sospechoso declaró: “Se me escapo un tiro” y dio a conocer el lugar en donde desechó el celular de la víctima.

Al parecer, todo comenzó como un robo. Rodrigo había contrato un viaje desde Guatraché hasta Darragueira. En medio del camino, habría matado a Alicia Rodríguez de Lehr de un tiro en la nuca.

La mañana del martes, un playero dio aviso al 911, ya que estaba sorprendido por el aliento a alcohol del conductor. El encargado de realizar el operativo, Federico Montero, se dio cuenta que una vez que bajó del vehículo no iba a lograr superar el control. Cuando vieron que el alcoholímetro superaba tres veces el valor permitido, le preguntaron qué había ingerido, a lo que el sospechoso respondió que entre 14 y 15 fernet.

Rodrigo Breitelztein trabajaba en un hotel como recepcionista en la localidad de Darragueira. El sospechoso no tenía antecedentes penales en La Pampa ni en Buenos Aires.