Roger se quedó con el ATP 500 de Basilea superando a Rafael Nadal (7°) por primera vez desde 2012 por 6-3, 5-7 y 6-3 tras dos horas de partido. Fue su décima final consecutiva, con siete consagraciones.

Doce aces consiguió el número tres del mundo, dejando en cero al español. Aunque los dos sacaron con 67% de primeros servicios y ganaron cerca del 30% de los puntos con la devolución, el reciente semifinalista en Shanghái tuvo tres break points (aprovechó uno) mientras que el suizo consiguió ese mismo número pero en quiebres capitalizados sobre siete oportunidades.cra roger

De todas maneras el campeón en Buenos Aires, Hamburgo y Stuttgart, que había llegado a cuartos de final el año pasado, tiene ventaja de 23-11 en el historial, aunque no se veían desde el Australian Open 2014 cuando Nadal había conseguido su quinto triunfo en fila; desde la semifinal de Indian Wells que no prevalecía el campeón defensor. En finales la ventaja es de 14-7 para el mallorquín, que había ganado en Roma 2013 por última vez.

La próxima semana tendrán su última parada antes del Masters de Londres en Paris-Bercy, donde Federer defiende cuartos de final comenzando en segunda ronda ante Pablo Cuevas o Andreas Seppi, mientras que Rafa no defiende puntos a la espera de Guillermo García López o alguien de la qualy.

Esta semana también fue campeón Joao Sousa (46°) en el ATP 250 de Valencia contra Roberto Bautista Agut (24°) por 3-6, 6-3 y 6-4, consiguiendo su segundo trofeo luego de Kuala Lumpur 2013 (este año había sido finalista en Génova, Umag y San Petersburgo).

En el Masters femenino en Singapur Agnieszka Radwanska (6°), en su primera final de este tipo, se consagró frente a Petra Kvitova (5°) por 6-2, 4-6 y 6-3 luego de dos horas, lo que es recién su tercer título del año después de Tokio y Tianjin (fue finalista en Eastbourne y semifinalista en Wimbledon).