Fuertes precipitaciones se dieron, desde esta madrugada, en el Parque Nacional Lago Puelo y permitieron extinguir varios focos de incendio.

La lluvia finalmente trajo alivio a Chubut al permitir, desde esta mañana, extinguir el incendio en lugares en donde se trabajaba en guardia de cenizas. Facilitó además el enfriamiento de varios puntos calientes donde los brigadistas no  lográban llegar, según informó a Télam el jefe de bomberos voluntarios de El Hoyo, Ivan Yusiuk.

Los focos ígneos producidos dentro del Parque Nacional Los Alerces que afectaron una superficie de alrededor de 25.000 hectáreas, pudieron gracias a las fuertes lluvias traer un enorme alivio a los brigadistas quienes estiman que, en los próximos días, podría ayudar a extinguir por completo el incendio.

Fuentes del Servicio Meteorológico provincial informaron que la tormenta que  se registró esta madrugada alcanzó un nivel superior a los 5 milímetros en pocas horas, y que hubo menos caída de agua más al sur, aunque también fue importante».

Y añadió: “También hay un registro y pronóstico de fuertes vientos en la zona, hoy de alrededor de 82 kilómetros por hora”. Las lluvias continuarán durante toda la jornada de hoy y podrían extenderse mañana ya que se pronostica probabilidad de chaparrones, según indica el informe.