En Arrecifes, bomberos voluntarios rescataron esta mañana a dos hombres que se encontraban en el techo de sus casas, en el barrio Los Quinchos, con un cuadro de hipotermia, adonde se habían quedado por temor a los robos.

Según las fuentes consultadas por la agencia DyN, crecieron los ríos Arrecifes, Areco y Luján con las últimas precipitaciones.

Bomberos de San Antonio de Areco informaron a que esta mañana el río estaba subiendo su caudal y se complicaba la situación de los habitantes de los barrio Amespil, Canuglio, Los Horneros y Don Pancho, todos ribereños.

Estimaron que entre evacuados y autoevacuados podría haber un centenar de personas. Asimismo, bomberos de Arrecifes indicaron que el río homónimo estaba creciendo y se registraba una altura de 7,20 metros.

La crecida afectaba esta mañana a los barrios de Saavedra, Alberdi, Cañada Marta y Los Quinchos.

En Luján la situación era similar, ya que el río registraba una crecida de 4,05 metros, lo que afectaba las casas de los barrios San Fermín, La Loma, Olivera, Pueblo Nuevo, El Pinar, Padre Varela Barrio El Quinto y El Ceibo.

Los informantes destacaron que en algunas de las viviendas el agua alcanzó entre los 70 centímetros y un metro de altura.

En Mercedes, el agua del río superaba los 4,10 metros de altura y anegaba los barrios Malvinas, Marcheti y Peñaloza, donde la cifra de evacuados superaba las 200 personas, todas alojadas en el centro Unzué.

En Pilar, la creciente del río Luján afectó a los habitantes de barrios ribereños y elevó a 60 el número de evacuados, en su mayoría niños.