Hoy por la mañana arribaron al Aeropuerto de Kuala Lumpur, 20 cuerpos pertenecientes a los cadáveres malayos fallecidos el pasado 17 de julio en el vuelo MH17, por un misil disparado desde Donetsk.

Las víctimas, identificadas en Holanda, llegaron dentro de los féretros y envueltos en la bandera nacional, trasladados por las fuerzas armadas de Malasia.

Hubo una ceremonia, presidida por el rey Abdul Halim y el primer ministro Najib Raza, luego de la cual se realizó un minuto de silencio conmemorativo.

En el vuelo MH17, murieron 298  entre pasajeros y tripulación, de los cuales 44 eran de origen malayo, razón por la cual se espera el arribo de un segundo grupo de cadáveres.

Aun hoy no hay acuerdo entre  las milicias pro rusas y el ejército ucraniano, quienes se acusan mutuamente de haber disparado el misil fatal, en el marco de la guerra civil ucraniana que tiene lugar en la región de Donetsk.

Matias Narracci