En declaraciones a radio Mitre, la gobernadora aseguró que «hoy es un buen día porque todos los vecinos de la provincia, no mi gobierno, tienen presupuesto; y a partir de ese presupuesto y de la posibilidad de tomar deuda para ir reparando deuda que el gobierno tiene con la gente, vamos a poder ir avanzando».

Destacó el apoyo brindado por «fuerzas políticas como las lideradas por Sergio Massa y Margarita Stolbizer, por el presidente de la Cámara de Diputados, Jorge Sarghini, el Frente Cambiemos con el radicalismo incluido y los intendentes del Frente para la Vitoria, que acompañaron esta necesidad de tener su presupuesto y de poder trabajar juntos».

«Anoche hablaba con el Presidente (Mauricio Macri) y le decía que es buena señal (la sanción), que se puede, que Cambiemos puede trabajar en diálogo y sin necesidad de tener una escribanía en la Legislatura o en Congreso, haciendo acuerdos legítimos para la gente», remarcó.

Puntualizó que «lo que fuimos avanzando con intendentes del FpV e intendentes en general, es dónde la gente necesita el dinero, en obras o seguridad, dónde podemos trabajar juntos independientemente del partido».

«Que se haya aprobado (el Presupuesto) por todos los bloques, salvo el de izquierda y una parte importante del FpV,  es un avance para la provincia», afirmó Vidal, y agradeció el acompañamiento brindado por intendentes del FpV como Gabriel Katopodis, de San Martín; Martín Insaurralde, de Lomas de Zamora; Verónica Magario, de La Matanza, y Mariano Cascallares, de Almirante Brown, que priorizaron que «tienen que gobernar sus distritos y darle respuesta a su gente».

Respecto a la falta de respaldo de un sector del FpV liderado por José Ottavis, Vidal remarcó que «quedó claro anoche que el obstruir o tratar de pensar que al otro le va a ir mal, sin pensar que al que le va mal es a la gente, eso también lo dejamos atrás».

Finalmente, destacó que el Presupuesto aprobado prevé un fondo destinado a los municipios para obras con lo que «triplica lo que la Provincia invertía en obras, y lo vamos a hacer con los intendentes».

«Esos recursos no se repartirán discrecionalmente o por partido, sino por lo que a cada uno le toca en función de su coparticipación y con eso también dejamos atrás un período de discrecionalidad, de `dedo´», remarcó.