El Frente Renovador de Sergio Massa viene en caída en las encuestas de cara a las presidenciales (los ultimos sondeos lo ubican tercero por debajo de Scioli y Macri), lo que ha generado un principio de fuga de varios de sus dirigentes.

Ahora, en medio del paro de 24 horas convocado por gremios de transporte en reclamo por modificaciones en el impuesto a las Ganancias de los salarios, Massa aprovechó para montarse explícitamente sobre esa problemática e intentar sacar algún rédito electoral: «En la Argentina que viene, los trabajadores no van a pagar más impuesto a las Ganancias» prometió Massa al mejor estilo Mauricio Macri anunciando el fin del cepo cambiario a partir del 11 de diciembre.

En declaraciones radiales y televisivas el líder del Frente Renovador aseguró que «como presidente a partir del 1º de enero vamos a tener gravado ganancias sólo a la categoría de directivo y gerente» y advirtió: «basta con buscar en el diccionario la definición de salario y de Ganancias. La primera es una remuneración por trabajo, no es Ganancias. Esa idea nació para afectar a directivos y gerentes, y terminó hoy regando a docentes, colectiveros, médicos».