«Los republicanos de la Cámara de hecho se unieron esta semana y votaron para demandarme por tomar acciones por mi cuenta. Y luego se fueron de Washington con un gran cantidad de asuntos sin resolver», señaló el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, en su habitual discurso radial de los sábados.

Asimismo, reiteró a los republicanos que sí quieren que él lleve a cabo menos acciones ejecutivas, motivo por el que están preparando una demanda en su contra, «sólo deben aprobar leyes y hacer su trabajo».

Por eso, defendió estas acciones tomadas por su Administración, porque «el Congreso está haciendo demasiado poco por las familias trabajadoras», según reflejó también la agencia de noticias EFE.

No obstante, reiteró su disposición para trabajar con «ambos partidos» e instó a los ciudadanos a expresar sus inquietudes a los congresistas, que iniciaron ayer viernes sus vacaciones estivales y por lo que el Congreso estará en receso hasta comienzos de septiembre.

«Si ven a un miembro del Congreso, díganles lo que piensan. Deben preguntarles porque no aprobaron propuestas de ley para elevar el salario mínimo o ayudar con préstamos a los estudiantes», agregó Obama.

El presidente estadounidense criticó el «bloqueo» en un Congreso frontalmente dividido entre republicanos que controlan la Cámara de Representantes y los demócratas el Senado.

«Cuando regresen de vacaciones la próxima semana (…) esperemos que podamos trabajar juntos con el sentido de propósito común que ustedes esperan», dijo.