“Podemos” marchar contra Rajoy


Al grito de «Tictac» y «¡Sí, se puede!», el partido de extrema izquierda español Podemos reunió ayer a miles de personas en una manifestación para reclamar una nueva manera de hacer política a la que llamaron «marcha del cambio». Fue su mayor demostración de fuerza pública desde que irrumpió en la política española, hace unos años.

Con banderas de la España republicana y de Grecia -en honor a la reciente victoria del partido radical Syriza-, cerca de 100.000 manifestantes, según la policía, y 300.000, según los organizadores, colmaron la Puerta del Sol en Madrid. Buscaban advertir al gobierno de Mariano Rajoy que «empieza su cuenta regresiva», de cara a las elecciones legislativas de este año para las que Podemos llega como el favorito en las encuestas.

«El viento del cambio empieza a soplar en Europa», dijo Pablo Iglesias, secretario general del partido. «Al cambio, los de arriba lo llaman experimento y caos. Los de abajo lo llamamos democracia. Hoy no estamos aquí para protestar, sino porque sabemos que el momento es ahora. Vamos a ganar las elecciones al Partido Popular (PP)», agregó.

Iglesias aprovechó la oportunidad para reiterar varias de las propuestas de su espacio, como «un plan de rescate ciudadano que frene la asfixia que impide la recuperación» y negociar una reestructuración de la deuda. También pidió dar batalla al fraude e impulsar una reforma laboral sin bajar los salarios «para que todos se puedan calentar en invierno».

El avance del partido opositor español, al igual que Syriza en Grecia, puso en alerta a otras naciones de Europa -como Alemania- que sostienen fuertes políticas de austeridad para que el continente se recupere de la feroz crisis económica que atravesó en los últimos años y que temen que las victorias de los izquierdistas terminen aislando a sus países del continente.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.