La Policía Metropolitana tras una investigación que culminó con 8 allanamientos simultáneos fue desbaratada una banda narco integrada por cinco dominicanos y un argentino que ingresaban éxtasis al país y lo distribuían en la Ciudad. El valor de la droga secuestrada asciende al millón de pesos.

A partir de una denuncia recibida, el Juzgado Nacional en lo Criminal y Correccional Federal nº 10 a cargo del Dr. Julián Ercolini ordenó a la División de Delitos y Crimen Organizado de la Metropolitana investigar presuntas actividades ilegales en dos locales del barrio porteño de Constitución.

Al poco tiempo de iniciadas las tareas investigativas se pudo establecer que efectivamente ambos locales estaban vinculados entre sí, y eran utilizados por una banda dedicada al narcotráfico, por lo que la justicia ordenó la intervención de 18 líneas telefónicas. Las escuchas, sumadas a diferentes seguimientos y vigilancias permitieron comprobar el contacto entre los sospechosos y la existencia de una organización criminal dedicada al tráfico de éxtasis, liderada y compuesta en su mayoría por ciudadanos dominicanos.

Mientras se pulían los detalles para detener a todos los implicados, de una escucha surgió el dato del arribo de un importante cargamento de éxtasis proveniente del exterior, por lo que las brigadas decidieron aguardar hasta la llegada del mismo. Días después, cuando en las conversaciones se mencionaba el inminente arribo del “producto”, se solicitó al juzgado que librara las órdenes de allanamiento y detención.

Se llevaron a cabo en forma simultánea 7 allanamientos en el barrio de Constitución y uno en Retiro, arrojando como resultado el secuestro de 5.000 dosis de éxtasis, cuyo valor en el mercado se aproxima al millón de pesos. Además se secuestró medio kilo de cocaína de alta pureza, 250 gramos de marihuana, U$S 1.500 y $50.000 en efectivo producto de la venta de drogas, así como 18 teléfonos celulares, 2 computadoras y documentación relacionada con la causa. Los integrantes de la banda, cinco dominicanos y un argentino, fueron detenidos e imputados por asociación ilícita y narcotráfico.

El jefe de la Policía Metropolitana, Horacio Alberto Giménez, destacó la importancia de poder desarticular, como en este caso, la cadena completa de comercialización. Al respecto, expresó que “el de las drogas es un tema muy preocupante que tiene estrecha relación con el delito, borra los límites inhibitorios, puede generar que las personas se conduzcan con extrema violencia, y algunos delincuentes matan por una bicicleta o un celular; con lo cual desbaratar a estas bandas es fundamental”.

EXCLUSIVO TG POST