La fecha tiene como objetivo apostar a la vida, a su desarrollo y a la garantía de todos sus derechos como ser vivo.

Esta fecha conmemora y recuerda los nueves meses de vida antes de dar a luz dentro del vientre materno.  Se considera que esa vida tiene los mismos derechos que cualquier ser vivo. Además, desde la comunidad católica, se mantiene la creencia de que, entre el 25 de marzo y el 25 de diciembre, se suceden los nueves meses para el nacimiento del Niño Jesús y tiene lugar la Anunciación a la Virgen María.

El objetivo principal de este día se encuentra en la protección y el cuidado de los niños de todo el mundo que aún no han nacido. La iniciativa busca promover una cultura de vida y de salud para todas las personas del mundo e intentar reducir los índices de mortalidad materno infantil.

En distintos puntos del planeta, diferentes países conmemoran hoy una actitud positiva a favor de la vida y el desarrollo de una cultura que asegure la protección y el  buen desarrollo de la dignidad humana en todos sus aspectos y situaciones.