Los fondos buitre hicieron llegar a la Argentina una propuesta para volver a dialogar sin la exigencia de un pago inicial en efectivo, sin embargo, aseguran, nuestro país no ha dado ninguna señal.

Según informó Daniel Pollack, el mediador designado por el juez estadounidense Thomas Griesa, la idea es volver a abordar el tema de la deuda no cancelada, la misma que llevó a la cesación de pagos selectiva.

De acuerdo con un comunicado, el mediador de la corte judicial de Estados Unidos, tras el vencimiento de la cláusula RUFO (el pasado 31 de diciembre), «el mayor bonista, NML, emitió, a través de mí, una invitación al Gobierno de Argentina (…) de retomar negociaciones».

La invitación llegó a través del estudio de abogados patrocinante en Nueva York a las autoridades nacionales el 30 de enero, tal como sostiene Pollack, pero «el Gobierno de Argentina no ha ni aceptado ni respondido a la invitación de los tenedores de bonos».