Ya es conocido los entretenimientos que disfrutan los basquetbolistas de la NBA a la hora de distraerse en los hoteles.

Lo curioso esta vez es que a pesar de que gastan parte de su dinero en la compra de la consola, al abandonar el hotel no se la llevan consigo, todo lo contrario, la dejan en aquel lugar.

Giannis Antetokounmpo, baloncestista del equipo de Milwaukee Bucks, afirmó que en cada viaje sus compañeros compran una Play Station 4 pero una vez que se retiran del hotel la dejan.

Se estimó que la cantidad total gastada en dicha videoconsola, tomando como referencia los viajes realizados durante una temporada, ronda los 16.500 dólares.