El chubutense Omar «El Huracán» Narváez (51,950) retuvo el título mundial Supermosca OMB al vencer por puntos en decisión mayoritaria al mexicano Felipe «Gallito» Orucuta (52,150) en una pelea llevada a cabo anoche en el Anfiteatro municipal de Villa María, en Córdoba.

Misión cumplida para el campeón, tras la victoria en la noche cordobesa, en la cual finalizó exitosamente su duodécima defensa de la corona. El púgil argentino alcanzó el record de Julio César Chávez, ahora registra una marca de 43-1-2 (23KO), con 28 triunfos; si tenemos en cuenta los 16 logrados en la categoría mosca.

Como digno monarca de la división, el nacido en Trelew, apareció en su máxima expresión, demostrando todo su estilo y experiencia arriba del ring. Los golpes certeros y sólidos, tanto en la zona superior como inferior, impactaron en el cuerpo del azteca. Felipe ha sido uno de los oponentes más complicados en la carrera de «El Huracán», pero en esta oportunidad sólo fue un invitado a la exhibición que ofreció Omar.

Cada jab se lanzó de forma plena y gratificante, cuando quiso ejecutar las boleadas pudo lograrlo, gracias a sus cross de izquierda sacó la mayor diferencia, y no hay mucho que decir, es un boxeador con todas las letras.

A sus 38 años, el boxeador del sur dejó sin palabras a los espectadores, los aplausos permitieron coronar a un grande de nuestro deporte, ¿Nació un hito en nuestro boxeo?. Las de los jueces fueron las siguientes:  114-114 (Russell), 116-112 (Nelson) y 116-112 (Hecko). Para este medio: 118-110.

Damián Rosito