El juzgado contravencional número 36 de la ciudad de Buenos Aires emitió una orden de desalojo al Sindicato de Trabajadores del Subte (STS), una nueva agrupación que dice ser una nueva línea de representación con 800 afiliados. De esta forma, el corte de las vías se levantó.

Según confirmó la vocera de Metrovías, Lucía Ginzo, el piquete se levantó una vez que se corrió el personal, unos 30 manifestantes; el servicio se reanudó tras el chequeo del estado de las vías y la seguridad pertinente.