Una encuesta realizada por la consultora Poliarquía señala que el 41% de los consultados considera «positiva» la actuación del Gobierno nacional ante los fondos buitre, en tanto que el 51% sostiene que el juez neoyorquino Thomas Griesa actúa de manera «tendenciosa».

De los 1.100 consultados, el 19% considera que la forma de accionar ante el conflicto fue «regular», en tanto que la desaprueba el 27%. «Predomina en la opinión pública una visión positiva sobre el modo en que el gobierno de Cristina Kirchner está conduciendo la cuestión de los holdouts y la deuda», indicó la consultora, que relevó las opiniones en la primera semana de agosto.

«Estos guarismos son, sin embargo, inferiores a los registrados a mediados de julio, días antes de que el mercado declarara el default selectivo de la deuda restructurada», agrega el informe.

En tanto, el 51% de los consultados consideró que el juez Griesa «actúa favoreciendo los intereses de los demandantes». El 26% que cree que el juez actúa «imparcialmente» y finalmente el 23% que afirma «no entender» suficiente del tema como para emitir opinión.

«La posición de acatar el fallo del juez Thomas Griesa y pagar la deuda a los holdouts que demandan al país ha ido perdiendo apoyo social», indica el informe.

Entre quienes aprueban la gestión oficial, el 44% considera que no se debe pagar. El 32% sostiene que se debe acatar el fallo y saldar la deuda.

El 67% de los que no aprueban la actuación del Gobierno sostiene que se debe pagar, y el 11% asegura que no se debe abonar. El 57% de los encuestados cree que se debe seguir negociando.