El monasterio de Andechs, ubicado en la costa este del lago Amer, es uno de los sitios de peregrinaje mas antiguos en Bavaria. Como parte de la abadía benedictina de Saint Bonifaz en Munich, el monasterio asegura las bases financieras, pastorales, sociales y culturales de acuerdo al credo ‘ora et labora – ora y trabaja’. Con la renovación del antiguo lavadero de la finca, ubicado entre Florianstadl y la carnicería, el taller, la lavandería y la destilería del monasterio, que se encuentran dentro del edificio, la edificación podía ser renovada de acuerdo a los nuevos requerimientos.

Dos departamentos, una oficina, y varias habitaciones comunales y espacio de almacenamiento fueron reorganizados dentro de este sitio histórico. A pesar de la estructura pobre y severamente remodelada, la mayor parte del lavadero pudo ser preservado y cuidadosamente integrado al nuevo concepto de diseño. La selección de los materiales y colores de todas las adiciones fueron basadas en la estructura preexistente. El blanco como base, en combinación con el ‘color’ de materiales crudos, fueron el matiz seleccionado para el tema del proyecto:

El interior cuenta con pisos y escaleras de roble, así como muros y acabados blancos creando una atmósfera brillante y ligera. Detalles originales como los techos abovedados en los departamentos y la destilería, el trabajo de cantera en bloques, o las puertas interiores y ventanas restauradas reflejan la identidad e historia del edificio. El exterior fue manejado con el mismo cuidado, sometiendo a la fachada solo a transformaciones mínimas.Tejas planas, cobre, madera, y yeso manualmente aplicado preservan el carácter original del edificio integrándolo sin problemas al contexto que lo envuelve.