En el Nuevo Gasómetro, los mendocinos se imponían 1-0, con el tanto de Leandro Fernández, y prolongaban la racha negativa del “Ciclón”. Los de Bauza reaccionaron en el complemento y con goles de Ortigoza -de penal- y Cauteruccio lo dieron vuelta para concretar su primera victoria en casa en el campeonato.

San Lorenzo cortó la sequía de triunfos como local y se impuso ante Godoy Cruz por 2-1 en un cotejo que no le era favorable. Los de Bauza jugaron flojo en la primera mitad y los mendocinos con poco se estaban quedando con tres puntos claves. El local encontró la llave en la segunda mitad en la conducción de Leandro Romagnoli y el dudoso penal que le otorgó el árbitro Juan Pablo Pompei para ponerse en partido y luego ganarlo por el peso de las individualidades.

Queda claro que este no es el San Lorenzo de la Copa Libertadores. Sin Piatti, Correa y con una extensa lista de lesionados en materia ofensiva, el conjunto de Bauza carece de variantes a la hora de atacar y casi todo depende de Leandro Romagnoli. Como en Rosario ante Central hace una semana atrás, el enganche fue lo mejor del “Ciclón” y cada vez que tuvo la pelota aportó claridad. Jugó e hizo jugar pero chocó con la desprolijidad de sus compañeros.

Godoy Cruz tardó medio tiempo en acomodarse en la cancha. Cuando el conjunto de Mayor se dio cuenta que podía lastimar, explotó las espaldas de Buffarini por la derecha y la retaguardia del doble cinco conformado por Néstor Ortigoza y Enzo Kalinski. No tardó demasiado hacer pagar caro la desatención azulgrana: contra perfecta, Sergio López convino con Daniel González para la entrada por sorpresa de Leandro González que estampó la ventaja para la visita.

Los de Bauza sintieron el golpe y fueron a buscar el empate, pero a esa altura estaba demasiado perdido en la cancha y sin peso en la ofensiva con Martín Cauteruccio muy lejos del circuito de juego. Así, los mendocinos con poco se fueron al descanso con la victoria parcial.

En el complemento, Bauza metió mano en el equipo con el ingreso de Nicolás Blandi por el mediocampista ex Unión. Con más gente en ataque, San Lorenzo fue arrinconando a Godoy Cruz más cerca de Moyano, que sin intervenir, veía amenazado su arco. El árbitro Juan Pablo Pompei le facilitó la cuestión al local cobrando un penal de los que no se cobran nunca (en una incursión de Emmanuel Más por izquierda Zuqui lo camiseteó dentro del área y el defensor cayó) y Ortigoza, que no falla, puso el empate.

El azulgrana siguió motivado por la igualdad y en un par de minutos pasó al frente con un tanto de Cauteruccio, que con un derechazo la cruzó lejos de Moyano y le puso justicia al partido. Los de Mayor se acordaron tarde de jugar y San Lorenzo lo pudo haber cerrado antes con un disparo desde lejos que se fue ancho.

Fue trufo nomás del conjunto de Bauza, el primero del campeonato ante su gente en el Nuevo Gasómetro, el cual le permite salir de la última posición del campeonato y mirar el futuro con otras expectativas. Por su parte, Godoy Cruz no levanta cabeza: lleva tres encuentros sin victoria y solo sumó uno de los últimos nueve en juego.